viernes, 5 de agosto de 2016

Se me fue otro muy querido: Juan Persia


                                     Juan Persia y Negro Veras.


Por: Ramón Antonio Veras.

Pedro Juan Persia, mi  amigo,  compadre y camarada ha fallecido, y con su  muerte física  el país y la humanidad entera pierde a un hombre excepcional: un patriota, revolucionario, cristiano y socialista verdadero.

Nos conocimos hace más   de 60 años; participamos en distintas jornadas de lucha democrática, en  defensa  de  los derechos humanos y las libertades públicas; organizando   el movimiento obrero, sindical y  de los  trabajadores;  así como en  distintos escenarios internacionales en solidaridad  con los pueblos que luchan por la liberación nacional, la soberanía, la paz y contra toda forma de opresión. Pedro Juan Persia, Geraldo Marmolejos  y yo, en el año 1962, constituimos en Santiago de los Caballeros, la primera célula en la región norte del país, del Partido Socialista Popular-PSP-. 

Juan fue un ser humano sumamente bueno, sano, íntegro y de firmes convicciones;  amó entrañablemente a su pueblo,  defendió siempre las causas justas,   y fue un internacionalista coherente.

Mis condolencias sinceras a mis ahijadas, Katiusca y Libanesa,  y mi ahijado Juancito; extensivas  a mi comadre Violeta, la eterna compañera de mi compadre Juan.

Desde el fondo de mi alma, de todo corazón digo que Juan Persia, fue el dominicano que  quisiéramos tener vivo para siempre, como  eternamente vivirá en los corazones de todos aquellos que supimos distinguirlo, respetarlo y quererlo.

Santiago de los Caballeros,
5 de agosto de 2016.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario